Yo no me vendo

Yo no me vendo

el porqué de este post

Todos tenemos nuestros afines, nuestros grupos de Whatsapp, Facebook, etc. En uno de estos grupos leí el otro día un comentario de una chica que versaba así: “como ha cambiado la blogosfera Maternal! Ya no es lo que era”. Fue el detonante después de una larga conversación con una persona que me dijo que algunas cuentas parecían escaparates del teletienda.

Se abrió un debate en el que participé muy brevemente, aunque la realidad es que no me sentí identificada en absoluto. Se habló de que hoy en día se ha perdido la esencia de las publicaciones, que todas las madres vamos a lo mismo, a intentar vivir de nuestro blog y a conseguir marcas que contacten con nosotros y poder vivir y cobrar de nuestras publicaciones.

En definitiva, que nos estábamos yendo por unos derroteros que ya no eran lo que fue en sus inicios.

Mi experiencia

Sentaos que va para largo… 😛

Si que es cierto que unas semanas atrás sólo escuchaba quejas de por qué unas tienen la suerte de poder contar con marcas cuando a otras no nos contacta ni una, independientemente del tiempo que llevemos. Algunas llegan y les toca la lotería, otras llevan años y siguen como al principio. Unas caen en gracia y son estrellas y otras las estrelladas :).

Yo no me considero ni de un grupo ni de otro. Si que es cierto que me gustaría colaborar y ganarme el sueldo para los peques, pero mi experiencia con una marca hace ya unos meses me hizo cambiar de opinión.

Resulta que estaba a punto de cerrar un acuerdo, contactando un intermediario entre marca y bloguera, y como última condición quise dejar claro que si no me gustaba un producto también lo iba a decir. Lo que no voy a hacer es recomendar algo que a mi no me ha dado resultado o, en el caso de productos alimenticios, me resulta asquerosito, y poner un mega post intentando convenceros de algo que no me convence a mi ni un poquito.

La respuesta de la marca fue…………………………………… (cri-cri, cri-cri)

 

 

Consecuencias

NO BUSCO MÁS A NADIE!!

Yo no voy a entrar en ese juego, no espero que nadie me contacte tampoco porque quizás no tengo la casa impoluta ni mi vida es perfecta como para probar productos y enseñarlos en fotos y vídeos idílicos (y muy editados), porque yo no soy así, no va conmigo.

No voy a hablar de algo que no me haya gustado, así que en mi sección de productos veréis sólo aquellas cosas específicas que he probado y me han gustado, compradas por mi.

Yo no voy a perder mi esencia, voy a hablar de lo que quiera, de la crianza de mis peques, pero no voy a entrar en tópicos concretos y repetitivos; mi intención es seguir siendo yo y publicar nuestro día a día, intentado ser original y tomándome este blog como lo que es, un desahogo, un diario, un lugar para expresar lo difícil que es la maternidad con mucho humor.

No quiero que se me encasille en esa tendencia de blogueras que no gustan a otras madres que leen los blogs y parece que es todo publicidad, como cuando te compras una revista de 4 euros de moda y si arrancas las páginas de publicidad te quedan 20 páginas de contenido de un total de 300.

De hecho considero que si alguien publica siempre lo maravilloso que es todo pierde credibilidad, no creéis? La sinceridad está infravalorada y ser crítico con lo que contamos a los demás nos da un plus de autenticidad, y sabes que lo que se publica es bueno porque lo es o no vale un pimiento.

Mis proyectos

Estoy empezando ideas nuevas que venía buscando y rumiando desde hace meses. Quizás consiga al fin mi sueño de tener un trabajo o varios desde casa y alcanzar la meta de la conciliación, tan necesaria en mi vida para compaginar con el cuidado de mis pequeños traviesos.

No me cierro en banda a colaboraciones esporádicas, siempre que se mantengan los principios que he comentado antes, la aceptación de críticas negativas. Si tu producto es bueno, no deberías tener miedo no? Si tu producto recibe críticas, quizás deberías revisar en qué falla, verdad?

Prefiero la autenticidad y la verdad.

Por el momento mis gemelos, mis proyectos, mi vida, mi esfuerzo y buscando ganarme la vida en el futuro por mi constancia persiguiendo mis sueños.

 

 

19 comentarios

  1. Marta estoy de acuerdo 100% si no m gusta un producto y no se lo daría a mis hijos, xq voy a recomendarlo a otr@s….. Llevo poco tiempo x aquí y no he colaborado con nadie xo si algún día llega el momento sólo lo haré con alguien q respete q puede q el producto no m guste y m deje libertad xa decirlo. Un beso?

    • gracias por comentar !! no deberíamos perder nuestra esencia en las publicaciones, porque por monetizar y ganar la vida con ello, perdemos lectoras que quizás nos siguen porque buscan consejos y no marcas. Un besote y gracias por pasarte :**

  2. Ay, cómo me suena el tema…
    Yo he puesto algunos posts hablando de que no me ha gustado un producto ( tanto si lo he comprado como si me lo han enviado para que lo probara ) pero tengo que decirte que hay marcas que cuando les he dicho que no me ha gustado, han preferido que no dijera nada a que les pusiera verdes…

    Yo ni pienso en monetizar mi blog… Vamos, es que me da la risa… Quien iba a querer pagar por salir en él?

    No te agobies y sobretodo, sigue así, fiel a ti misma…

    Un abrazote

    Vero

    • viniendo de tí, con tu blog “la opinión de mamá” me encanta que me hayas escrito y tu opinión 🙂 un besote guapa, me siendo menos sola en el mundo bloguero ahora mismo

  3. Yo tampoco he colaborado con nadie aún…en breve me llegarán los productos de mi primera promoción con Madresfera, y me apunté porque es algo que ya conozco pero variando algún detalle…Qué clase de publicidad quieren las marcas basadas en la mentira?

  4. mamatupuedes

    Estoy de acuerdo totalmente contigo… yo llevo poco tiempo pero veo muchas cosas que no me gustan. Tampoco me he puesto en contacto con nadie pero leo cada cosa que vaya tela…

    Besos

  5. Totalmente de acuerdo contigo.

    Ya he recibido alguna propuesta sin sentido y he pensado ¿de verdad leerán la página principal y sabrán de qué hablo? porque no entiendo por qué se molestan en enviarme propuestas de este tipo.

    No recibo muchas la verdad. No sé si eso es bueno o malo. Pero para quien le interese soy fiel a mi Código Ético de Consultora de lactancia y al Código de Comercialización de Sucedáneos de leche materna. No me caso ni con las marcas de sacaleches y menos con las de fórmula u otros productos de alimentación infantil. Yo me tengo que creer lo que escribo.

    Que he tenido mis críticas, por supuesto. Hay gente que no lo entiende, ni pretendo que lo entienda. Así que vive la vida, se fiel a tu proyecto y disfruta. Ya sabes dónde me tienes.

    Un beso

  6. Creo que no entendiste mi post, porque no hablaba de la blogosfera maternal, sino de la blogosfera en general. Yo no puedo saber si la blogosfera maternal ha cambiado o no porque no hace ni 2 años que soy madre y como bloguera llevo casi 6 😉
    Además yo apenas leo blogs de madres, ya me paso todo el día en el mundo madre como para dedicar mis ratos libres a saber lo que hace este niño o aquel.
    Saludos

  7. jose carlos arevalo

    Me imagino que todo es debatible y cada cual tiene su pensamiento, pero desde luego para alguien como yo que trabaja con Marcas y Marketing todos los días si que he visto casos de blogs que se han convertido en soportes publicitarios. Adecuado? Pues depende del objetivo del blog desde luego. Pero si no quieres dedicarte a esto y ser politicamente correcto con las marcas, pues me gusta tu punto de vista. Los blogs nacieron para daros a conocer y si una marca quiere trabajar contigo que sea porque a ti te guste su marca no por los ceros que ponga en una transferencia

    Post adecuado y debatible claro que si!

  8. Yo he hecho algunas colaboraciones pero porque van en sintonía con el blog. Yo no monetizo mi blog, mi objetivo no es vivir de él por mucho que me gustase trabajar desde casa porque si no se quitaría la gracia de tener blog y no quiero agobiarme por ganar dinero. Lo que más me gusta es probar productos pero no todos claro, tienen que estar relacionados con los niños y entonces eso hace que me saque de encima a muchos.

    Yo me comprometí a no hablar mal porque si no es algo sumamente necesario prefiero callarme. Demomento lo que he recibido me ha encantado pero pienso que si un día me dieran algo que no me gustara preferiría simplemente no hablar del producto.

    Un abrazo

  9. Completamente de acuerdo contigo. No todo el mundo tiene un precio y menos si eso implica dejar de ser como uno es y mentir promocionando algo con lo que no se comulga.
    Chapeau!!

  10. Ole por tí. Deberíamos todos aplicarnos el cuento y establecer límites y ser sinceros, pero lamentablemente existe mucha hipocresía en este mundo y mientras te digo “Jamás haría esto” voy y lo hago…Las redes sociales en ese sentido son muy chivatas. Por mi parte me gusta probar productos, pero ya no posteo, solo menciono en las redes. Eso sí, intento ser sincera.
    Muy buen post!

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *