Organización con múltiples y no tan múltiples XD

Tengo la bendita suerte de haber tenido dos niños que puedo considerar “buenos”, en el sentido de que no demanda ninguno más atención que el otro. Son tranquilos y también he tenido la suerte de evitarme los famosos cólicos del lactante, que yo misma tuve de bebé (3 meses según mi madre de un llanto continuo), y sólo he padecido algunos días de gases inevitables. Al principio es complicado organizarte con dos porque las demandas de biberones y de cambios de pañal son constantes, pero una vez mis gemelos han llegado ya a los 6 meses, puedo decir que al…

Leer más